Destacado

MIS LETRAS, ESPERO QUE OS GUSTEN, SALEN DE MI ALMA.

Para mí, el mayor placer de la escritura no es el tema que se trate, sino la música que hacen las palabras.”

Truman Capote.

cats11111111111111111111111111111111

Todo lo que usted quiera, sí señor, pero son las palabras las que cantan, las que suben y bajan… Me prosterno ante ellas… Las amo, las adhiero, las persigo, las muerdo, las derrito… Amo tanto las palabras… Las inesperadas… Las que glotonamente se esperan, se escuchan, hasta que de pronto caen… Vocablos amados… Brillan como piedras de colores, saltan como platinados peces, son espuma, hilo, metal, rocío…

Pablo Neruda.

 

POESÍA JAPONESA (詩歌)—TANKA(短歌 tan-kah)

El tanka es un poema escrito en dos estrofas seguidas sin interrupción con una métrica de: 5-7-5-7-7 (treinta y un sílabas japonesas).
Las primera (estrofa) está compuesta con los tres primeros versos y es el auténtico origen del haiku, con sus diecisiete onjis (sílabas japonesas) y separados de las dos últimas líneas recibiendo originariamente el nombre de hokku.
Tiene en el tercer verso -el pivote- este debe contener palabras que enlace imágenes en el kami-no-ku (o verso superior) y el shimo-no-ku (o verso inferior).

 

TANKA

¡Cómo deseo

prendida de tus ojos

a ti enredada,

liar tu cuerpo a mi piel

sentir como te viertes!

♪♫•*¨*•.¸¸❤¸¸.•*¨*•♫♪

fotografias-rostros-mujeres-asiaticas_04

Fotografía de Xin Yuan Zhang

“El amor y el deseo son las alas del espíritu de las grandes hazañas”.
Goethe.

ME RÍO EN TU CARA TRISTEZA

 

Hay días que siento
que no valgo para nada,
noto la inutilidad corriendo
en vena.

Agua sale de mis ojos,
pequeñas arrugas en el rictus
de la tristeza, pongo
a toda pastilla The Cardigans – My Favourite Game
siento casi la brisa en la cara.

Hay días que miro la luz del sol
y la encuentro apagada,
días en que me río en tu cara tristeza
e intento quitarte de mi cabeza.

Camino por la calle
tú me has destrozado
¿qué me hiciste cielo?
mi castigo es demasiado grande
solo por dejarte entrar en mi vida.

Hoy miro la gente alrededor
no tienen nada que darme
solo me rodea una soledad maldita.

Me niego a leerme un manual
del buenrrollismo quiero sentirme así
durante un tiempo, quiero endurecerme,
dicen que la mancha de una mora
con otra verde se quita,
pero en esta ciudad no existen moreras.

Hay días que solo quieres olvidar
que la vida está esplendorosa con sus rosas,
pero también son un infierno sus espinas,
en el bulevar de las almas rotas
donde está sentado García Lorca
siento que necesito olvidar.

Sentada en un banco
frente al poeta
siento latir mis venas
noto la vida entrando;
crecer a veces es dar un paso hacía adelante
y dos hacías atrás,
es tener días amargos,
llorar y a la vez andar.

Voy a olvidarte, a olvidarte
con todas mis ganas.

Hoy ha sido un día patético
pero aún tengo mi sombra sentada junto a mí.

Acuérdate, me digo;
querer es poder
y yo me quiero.

EExDESvWsAA0ZQi

 

POESÍA JAPONESA(詩歌)—HAIBUN (俳文)

El poeta japonés del s. XVII, Matsuo Bashō, fue uno de los pioneros en el cultivo de este género literario. Como ya os he explicado en otra ocasión el haibun es una poesía japonesa que combina la prosa y lo remata con un hokku.
Esta sería la manera tradicional, a día de hoy se puede usar un haiku.
Usualmente se cuenta de forma somera experiencias de un viaje, un momento especial,  anécdotas, bosquejos costumbristas.
Besitos y dudas ya sabéis, aquí estoy.🌹🌹🌹

 

 

HAIBUN (俳文) Granada

Vagué entre sueños por valles de Granada, sentí el frescor de la hierba en mi cara, contemplé pueblos de casas blancas, callejuelas estrechas, plazas con iglesias antiguas, llenas de árboles y flores, pájaros volando entre las nubes blancas.

Soñaba con cascadas de agua cayendo al río, embalses y acequias regando los valles fértiles de la ciudad que tanto amo, vagué por un bosque de pinos y olivos centenarios, arrullados constantemente por el rumor que producen un sinfín de manantiales y arroyos, sentí una felicidad indescriptible.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Cascadas de agua

de singular belleza,

allí hay zorzales.

3129_Fill_800_800

Haijin María.

 

“Granada emociona hasta deshacer y fundir todos los sentidos”. Henri Matisse.

MALDITA ENFERMEDAD

A las cuatro de la mañana
con el silencio de la noche,
apenas roto por algún coche;
me siento en la cama y pienso
en ti.

Nunca vi en tus ojos el miedo
que había en los míos.
Tu cara demacrada, blanca
como la sábana que te cubría,
¿cómo podías sonreír?

Te amo, susurrabas con un hilo de voz,
te besaba la frente, las mejillas,
los labios secos, besaba hasta
la enfermedad que te estaba llevando.

De la mano íbamos paseando
por la ciudad oscurecida,
alumbrada por farolas envueltas en flores;
me pegabas a ti fuerte, mirabas mis ojos,
en plena calle me plantabas un beso
que yo enraizaba en mis labios
entre mi lengua húmeda, deseosa de ti.

La palabra prohibida ya estaba entre nosotros,
esas letras las odié desde que las pronunció el médico,
sentada aquel día en bragas en el suelo, sangraba
lágrimas de impotencia.

La música perdió sentido, eran solo sonidos,
la poesía solo era un desgarro en una libreta rota,
te miré dormido y quise fundirme contigo, sentir
tu dolor como mío, tu angustia, jamás volvería
a decir aleluya, nunca saldría la palabra amén de mi boca.

Luchaste, madre mía ¡cómo luchaste!
Pero vi como te diluías en una despedida
llena de amor, supe que era hora de dejarte marchar.

Sentí un disparo que penetró de pleno
en mí corazón, sentí que moría a trozos,
a cachos, me dividí como un puzzle,
luchar por vivir, dejarme morir,
el negro se convirtió en mi color favorito,
una casa solitaria me esperaba
lloré, por fin lloré, deje que me inundasen
el alma regueros salados.

Hoy, no puedo dormir,
oigo como late mi corazón,
he conseguido sonreír y volver a vivir,
pero la vida no me sabe igual,
enciendo un cigarrillo, sí, he vuelto a fumar,
me hago un café y por primera vez en dos años,
empiezo a escribir.
Siempre te amaré, siempre.

050861a8e41b9580798854874fc362e0

#cachitosdemialma

TUS PECHOS

Parecen tus pechos
la risa de una estrella
que se desmoronó en miles
de fragmentos blancos,
redondos y delicados.

Ninfa de las sábanas
blancas como espuma de mar,
deja que te bese
hasta agotar mis ansias de ti.

Necesito sentir tu piel de seda
entre mis dedos, tu humedad
en la palma de mis manos,
tus muslos temblorosos
abrazándome.

Entre tus piernas
estoy en mi hogar,
desfallezco mirando
tu cuerpo desnudo, pleno
hermoso, solo mío
caliente por mí, me hace
llegar al más alto delirio.

Elixir de tu sexo en mi boca
éxtasis al sentir tu estremeciento
locura de deseo y amor
en esta noche de luna llena,
Iluminándote entera.

Ebrios el uno del otro,
bebiéndonos enteros,
el alma incendiada,
sentimos la necesidad
de poseernos y nos hacemos
uno.

Me siento morir
al ver tus labios entreabiertos
oír tus gemidos al unirnos
en la delicia de la pequeña muerte
que en oleadas nos envuelve.

 

D6O-cDHW0AAA8sy

POESÍA JAPONESA—JISEI: UN POEMA DE DESPEDIDA (辞世の句 )

screenshot_6 (2)

Escribir poemas en el umbral de la muerte es una costumbre tradicional japonesa bastante habitual, aún en nuestros días. Este subgénero se llama jisei (“poema de despedida de la vida”) y no tienen nada que ver con los testamentos ni con las “cartas de adiós” a los familiares ni con las declaraciones firmadas a los jueces que dejan los suicidas.

El primer jisei del que se tiene constancia es del poema del Príncipe Otsu, hijo del emperador japonés Tenmu Tennō, fallecido en el año 686. Este, acusado de traición por sus propios hermanos al supuestamente intentar hacerse con el poder tras la muerte de su padre, redactó un breve poema justo antes de ser ejecutado.

Basado en las ideas sobre la muerte difundidas por el sintoísmo y posteriormente por el budismo japonés el jisei se hizo frecuente entre las élites niponas. Está conformado por treinta y una moras(que en español asociaríamos con sílabas, sin ser exactamente lo mismo) ordenados en cinco versos con 5-7-5-7-7 moras respectivamente, aunque en ocasiones se puede ver simplificado en forma de haiku.

 

JISEI (辞世の句 )

 

Cuando me vaya

no oiré la bella lluvia

en mí caer.

Hoy partiré en silencio

en el tren de la muerte.

 

b609f65d14b22742eb920ee91d9b0bdd

No sé nada acerca de cómo superar a otros. Sólo conozco el modo de superarme a mí mismo”.

-Bushido-

EN MÍ CAMA ATERIDA

Comienzo a perder el control
caminando con mi corazón
por este pasillo estrecho
que cada día me hace sentir más atrapada.

Viene a mí, viene
salvaje y enérgica la soledad
el dolor sangriento de tanta perdida;
máscaras de angustia tapan las bocas,
ya no queda ni tierra donde enterrar
los sentimientos.

Mi cuerpo está suplicando un abrazo;
fiebre entre la sombra inunda mis muslos
tiemblo versos de angustia,
en la cama aterida de frío,
el hielo de los muertos me quema.

Miro a través de la ventana
calles desiertas, de los sueños,
apenas queda una pequeña flor
en los maceteros, la primavera pasó
de largo.

Siento saudade de una sonrisa,
saudade de felicidad compartida,
saudade de hospitales vacíos,
siento saudade por mi vida anterior;
de niños riéndose sin temor,
saudade de reír a carcajadas,
de abrazar, tocar, besar sin miedo.

Mi vida es una rama desnuda,
cayeron las hojas antes de tiempo,
la brisa traerá un futuro que no imagino,
por ahora siguen cayendo las hojas…

Mathilde-and-the-other-girls-by-Ewa-Michalik-3
Fotografía de Magdalena Franczuk

 

Para todos los que estamos confinados, pasando los días lo mejor que podemos. 
Por todos los que se están sacrificando por nosotros. 

SOMBRAS NEGRAS

Nunca he sido de esas
que deja que la conozcas tanto
que puedas destrozarla,
siempre he huido de intimidades
mi ser es mío.

Alguien ya me vio y arrasó con todo,
aprendí de la derrota a ser derrotada,
esperar que nadie nunca nada.

Te dejo que me hagas el amor
como si se acabara la vida,
que conozcas cada minúsculo
poro de mi piel, pero deja mi alma
con la puerta cerrada.

Anochece y me abrazo a ti
en Reyes Católicos, quítame
esta soledad negra que me envuelve,
esta sensación de sentir la muerte en mi oído.

Quieres mirarme, ¿ver mi alma desfallecida?
Date prisa porque me voy ya de aquí
mira tranquilamente
porque tú no puedes salvarme
deseas cambiar la forma en que me veo,
pero alguien destrozó ese espejo.

f000e37f200d8d9b4bc1756edf9f550b

LA FOTOGRAFÍA

Tu fotografía aún colgada de la pared
me hace recordar cada día
tu boca glotona besando la mía,
tus brazos enredándose en mi pelo.

Eras Venus con un simple mortal
quise ser en ti, te desnude los
parpados a besos, puse una melodía
en la comisura de tu boca.

Desatendí mi soledad
para volcarme en los recuerdos,
conservo dentro de mí húmedas remembranzas.

Germino todas las mañanas
mirando tu imagen,
vivo y revivo como una historia de amor
se volvió amarga como la bilis
y solo fue abono de sangre para la tierra.

Llamo a Calíope para que me dé
las palabras que necesito
que mueva mis dedos sobre
el papel para escribirte…

Quiero seguir gozando
de tu cuerpo desnudo;
saltando como cervatillo;
en la cama, clamando
por sentirte clavada en mí.

Quiero leer tu cuerpo,
aprenderme hasta la última coma,
ven déjame que te levante la falda,
deja que nuestros dedos se toquen
que el aroma a sexo nos envuelva.

Porque yo te quiero, porque yo te amo.
Déjame abrirte mis brazos.
Que mi sangre se mezcle con tu sangre.
Porque yo te amo…

farp,small,wall_texture,product,750x1000.u2