UN DÍA MALDITO

Tal vez no es que no recuerde el catorce de febrero,
sino que prefiero olvidarme.

Solo esperar que pase este perverso día.

Mi casa ya está en ruinas, se derrumbaron las paredes,
el fuego trepó hasta la terraza donde las flores
aromaban este día sombrío.

Solo se salvó lo que estaba en aquel baúl,
cientos de cartas y fotografías, de tiempos mejores.

Sé que allí están, pero no he vuelto a abrirlo.
Si abro y leo empezaré a partirme.

Quizás debería destrozar ese baúl pero cómo hacerlo sí
allí yacen mis sueños.

Mi corazón avanza en las tinieblas que me rodean
y hacen más oscuras mis noches.

No hay lucero hoy, la negrura del cielo;
me rodea y me pregunto:
Las horas; ¿qué está pasando que las agujas no avanzan?

66675797_2667956579882123_8129939462839861248_n
ornamento2
María.

¡CÓMO TE ECHO DE MENOS!

Duele no verte más,
dicen que mañana es otro día,
pero los días se me escurren
entre las lágrimas.

Cierro los ojos y te veo
frente a mí con tus vaqueros,
pareces el de Malboro,
mirándome con un amor
infinito.

Solo verte me encendías,
no vi jamás hombre
más atractivo, más hermoso
y con el alma tan límpida.

Pero todo se rompió
se hizo mil pedazos,
el día que nos dijeron
la maldita enfermedad.

La vida se volvió
de nubes de algodón gris,
sentí desgarros en mi vida,
y tuve que sonreír, siempre sonreía,
me mirabas con ese amor tuyo,
y me decías: te amaré siempre.

Siempre, siempre, estaré
dentro de ti.

Te cogí la mano
me sentí tan vacía,
el miedo llenaba mi corazón,
vida mía, amor de mi vida.

Quédate conmigo,
no me sueltes jamás,
tu voz se está apagando,
solo es un susurro lejano.

Tú nunca te fuiste
te llevaron y algo se rompió en mí,
miro sorprendida a mi alrededor,
el mundo no se ha parado,
mi dolor va hacía un camino,
lleno de flores negras;
el mundo a otro cuajado
de flores de mil colores.

Y yo sé, que quizás
un día sonreiré,
que quizás me vaya contigo,
pero aún no vida, aún no.

d4f0ce8fe92d6b029d858f864b6fad01

ornamento2

María.

POESÍA JAPONESA (詩歌)—CHÖKA(短歌)

Como ya os he explicado en otras ocasiones, un chöka (短歌) es un poema que no lleva título ni admite rima como todos los japoneses, su métrica (連) es de : 5-7-5-7-7-, pero lo normal es hacerlo con esta: 5-7-5-7-5-7-7,  ya que podría confundirse con un tanka. Se puede hacer todo lo largo que uno quiera, siempre que acabe en katauta, es decir: 5-7-7-. Espero que os guste mis amigos y que os animéis a hacer uno.

CHÖKA(短歌)

Entre caminos

la soledad pasea,

me busca a mí.

Me escondo en los rosales,

quiero la vida

llena de libertad,

leí en un libro

que en el amor desnudo,

escribiese tu nombre.

Ya no hay tristeza

la fuerza de las letras,

me hizo cantarte a ti.

530279725b392a3ce3fb009caefd23a1

ornamento2

Haijin María.

QUIERO UN ROMANCE

El dolor de la ruptura de un amor,
aún vivo y palpitante,
te marca hasta las entrañas.

Pero puedo vivir sin ti.

Mi corazón salvaje,
quiere un romance,
quiero llenar mi boca
con sabor a menta.

Ya no volveré,
no te miraré,
solo deseo una nueva boca
que besar.

Un romance de esos
que saben a brisa fresca.

Tú solo querías
tener mi piel atezada,
yo quiero poseer el alma
que me diga palabras
susurradas al viento.

En el río Darro
pasan por la fresca agua,
los amores olvidados.

El olor a tierra mojada,
el río con brío,
va cantándome canciones
de nuevos quereres.

Y un suspiro en el aire
me lleva a desear,
un hombre que
se enamore como Granada
se enamoró de la Alhambra.

Que me desee
que se anude a mi cuerpo
que en mis ojos se embelese,
mirando mi luna, su luna
besando mis labios cuando llegue
la noche.

Yo quiero un romance nuevo,
que me libe como la abeja a la flor,
mis versos para ti,
serán calientes como rayos de sol
en la dorada playa.

El tiempo me llevó
a traspasar la puerta
de la Calle Elvira,
allí te deje en el olvido.

Porque quiero un romance
que me ame tan bonito,
que no tenga fin.

 

catsfotomía

ornamento2

María.

YO HE SIDO LIBRE

Yo he sido libre
montando en bicicleta,
sintiendo la brisa fresca
del amanecer.

Belleza de campos de amapolas,
árboles llenos de fruta
mis labios muerden una
ciruela tan roja como mi boca.

Mis piernas pedalean,
avanzo libremente
en dos ruedas haciendo
poemas en los caminos
de tierra.

Yo me pregunto:
¿sabrá la gente de esta serenidad?
Olvidé la ciudad llena de ruidos
personas que ni te miran,
el metro atestado de gente indiferente,
y pensé voy a volar con mi bicicleta.

No necesito amores vacíos
no quiero nada malo en mi vida,
lejos de mí quiero tenerte.

El pasado se fue
pasó como el crepúsculo al amanecer,
quiero sentir la naturaleza,
la miel en mi lengua,
libar a una flor.

Ir con mis pantalones cortos,
entre las piernas mi bicicleta,
en mi corazón la vida entera.

cats555555555555555555555555555

 

ornamento2

María.

 

NO TENGAS SUEÑOS PEQUEÑOS

Cada vez que te mire
quiero ver en tus ojos
la verdad.

No me mientas,
no me seas desleal,
no ves que sin ti
me quedo en nada.

Dudas eternas
que tienes conmigo,
miedos infinitos
a que no te ame.

Y no te das cuenta
que cuando te conocí
pensé: es lo más
hermoso que he visto.
Yo daría valor
y sentido a tú vida,
pero deja los miedos que
se los lleve el dragón
de los ojos esmeralda.

No dejes que los sueños
se nos queden pequeños,
soñemos grande,
que nos besamos
que nos sentimos,
que hacemos el
amor de manera infinita.

Por qué tú eres
la vida de mi pequeño
mundo, eres el corrector
que arregla los errores,
eres mi mejor programa
para escribir un poema.

Eres la felicidad de
una carta a destiempo;
lleno de corazones
el sobre y tu nombre
escrito.

Eres mi letra en cursiva,
mi tinta roja sangre,
el latido donde escribo,
el palpitar de mis versos.

cats11111111111111111111

ornamento2

María.