PEQUEÑAS PERLAS

Te vas con la luna
empieza el día y me
dejas con mi amargura.
Mi alma duda,
¿Será mi vida tan oscura
que no vuelvas como la luna?

12642599_985836844817869_8664547146613017027_n

 

Quédate mi amor eterno
en las hojas de aquel
libro antiguo de hojas desgastadas,
sé la historia de un pasado,
que nadie ha leído.
Quédate en el desván
de mi memoria.

13220806_617895368365267_413705412189235876_n

Anuncios

MUJER LIBRE Y FUERTE

Mira que me gusta la lluvia,
me limpia como lo hace con
ese coche tan lleno de polvo,
que puedes escribir en él un poema.

Me gusta que me llueva,
sentir el olor a corazón lavado
de penas.

Agua que remueva mil
veces mis sentimientos,
que forme charcos de esperanza,
de mujeres que luchan,
que se mueven y remueven,
buscando salidas.

Me gusta que llueva,
que se lleve ese machismo
obsoleto, que ni come, ni deja,
que el agua haga limpieza,
de mentes de esas enfermas,
llenas de egos que no aceptan
un “no” por respuesta.

Me gusta que llueva y me
limpie de toda esa suciedad,
que me deje como nací,
mujer libre, fuerte,
que me sienta renacida,
en este camino tan largo,
que llevo recorrido.

1570774_MCWLWJGJTFBRPTU

 

UN CORAZÓN ROTO

 

Tengo el corazón lleno de escarcha,

esta tristeza fría, llena de nieve

que me envuelve como un manto de armiño,

hace que todo se hiele, se enfríe.

Dime vida: ¿Por qué me rompes?

Mis huesos crujen de dolor,

la esperanza se fue hace tiempo,

caminos de agonía hielan

mis pasos.

ebc940410200260f57cfbd3833fa1907

comillasNunca desesperes. Pero si a ello llegas, sigue trabajando a pesar de la desesperación.comillas
Edmund Burke (1729 – 1797)

POESÍA JAPONESA (詩歌)—CHÖKA(短歌)

Como ya os he explicado en otras ocasiones, un chöka (短歌) es un poema que no lleva título ni admite rima como todos los japoneses, su métrica (連) es de : 5-7-5-7-7-, pero lo normal es hacerlo con esta: 5-7-5-7-5-7-7,  ya que podría confundirse con un tanka. Se puede hacer todo lo largo que uno quiera, siempre que acabe en katauta, es decir: 5-7-7-. Espero que os guste mis amigos y que os animéis a hacer uno.

CHOKA(短歌)

Corre la vida

por estas venas rojas,

hacen caminos

que me llevan a ti.

Llena de ganas,

por hacerte el amor,

sentir como suspiras.

1aeb71298c96ce6c996874df6ccef4d3

El Carmen del destino.

Reblogueo esta historia que Isra ha tenido a bien dedicarme, usando Granada como escenario nos regala un relato de terror que nos pone los pelos de punta. Mil gracias amigo mío por hacerme disfrutar tanto.
Resto de relatos:
El Carmen del destino (2)
El Carmen del destino (3)
El Carmen del destino (4)
El Carmen del destino. (5)
El Carmen del destino. (6)
El Carmen del destino (7)
El Carmen del destino. (y 8)

El Destrio

Todavía hoy, cuando mis cicatrices no son ya más que líneas desvaídas y borrosas, me estremece el recuerdo de aquel viaje a Granada. Al ver como mi piel se ha rehecho, como ha revivido en nuevas capas desde su raíz más profunda y, al envejecer, ha disuelto poco a poco la memoria de sus señales entre manchas y arrugas, siento el anhelo imposible de que las heridas del alma fueran de esa misma naturaleza, y no así tan profundas, tan dolorosas y tan difíciles de restañar. Contra toda esperanza, sé que las mías ya nunca me dejarán.

Después de todos estos años sin hallar la paz del olvido ni el inútil consuelo de la justicia, hoy, cercano ya a mi fin, me decido a relatar la verdad de todos aquellos extraños sucesos. No confío en ello ningún bien, más mi razón para hacerlo es poder evitar, si cabe, algún mal. No…

Ver la entrada original 582 palabras más

PINCELADAS DE AMOR

Yo necesito un cincel 
para tallar el amor ,
que se fue  al libro
de los quereres rotos. 
Una flor, para aliviar mi dolor,
y un verso para un día intenso.

Mujer-con-una-flor-en-el-corazón

La ausencia trae esperanza
el dolor, valor y brío,
se acepta lo que se calla,
se ama lo que se ha ido.

18765617_1923686077875182_5634537369656377782_n

DESEO BAJO LA LLUVIA

cuerpo_erotico-gotas

 

Bésame así… con ganas,
fúndete en mí, llévame
al más alto placer, dame
el elixir de los dioses,
deja que recorra tu cuerpo,
que me enlace a tu cintura,
me tienes perdida en ti.
¡Cuánto te amo!

Me quedé enamorada
de cómo te quedaban
aquellos vaqueros desgastados,
sentí que temblaban mis labios,
pura pasión, puro deseo por ti.

Camisa blanca abierta,

pegada a ti, sintiendo tu aroma,
mi vestido se arrebola entre
mis piernas dejándolas
al aire, siento la brisa
en mis muslos, los pego
a los tuyos, 
los siento fuertes como
columnas de mármol.

Mi vientre se eriza,
la lluvia nos besa, nos envuelve,
nos dejamos llevar,
hacía un mundo donde
solo estamos tu y yo,
mundo carmesí de pasión,
de pupilas haciéndose el amor,
manos hablando idiomas propios,
sonidos de versos en besos húmedos,
desnudando el cuerpo y el alma.

643cf8f5eb3d8e5666f374092cda5383

Quizá solo se trate de encontrar a quien te sigue mirando cuando tú cierras los ojos.- Elvira Sastre.